Qué no, qué no y qué no se va, dice Winckler

En la primera entrevista que dio ya sin su protector en el Palacio de Gobierno, Miguel Ángel Yunes Linares, el fiscal general del Estado Jorge Winckler Ortiz se reteaferró ayer a seguir en el cargo.

Dijo que nadie puede obligarlo a renunciar; que nunca ha pensado hacerlo; que siempre está tranquilo y que ante las solicitudes de juicio político ante el Congreso local en su contra, de ser necesario acudirá ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Minimizó las críticas sobre su desempeño por parte del gobernador Cuitláhuac García. “Quizás son cuestiones políticas”, dijo. Fue entrevistado durante la instalación de la Coordinación Estatal para la Construcción de la Paz en el Patio Central del Palacio de Gobierno.

Durante su campaña, el 31 de julio el hoy gobernador constitucional adelantó que si ganaba la elección pediría que se le sometiera a juicio político por “inútil” y porque aplicaba la procuración de justicia de manera selectiva.

Ayer el Colectivo Solecito de Veracruz, de familiares de desaparecidos, insistió en que debe dejar el cargo pues mantiene los casos de investigación en el abandono.

Enlaces de interés